未分类

Wu Lei aplazará su marcha con China para estar ante el Madrid

Ha ido poco a poco Wu Lei asumiendo cotas de protagonismo en el Espanyol, a pesar de venir de una Segunda División en la que había acabado la temporada como actor secundario. El atacante, determinante en los minutos finales del triunfo ante el Alavés –a pesar de su desatino en los últimos metros–, recuperó incluso la titularidad ante un rival poderoso como el Sevilla –en banda, aunque en realidad centrado y casi como segundo punta– y, a pesar de que sus obligaciones le instaban a abandonar la disciplina perica esta misma semana, salvo contratiempo se queda para medirse con el Real Madrid.

Como ya sucediera antes del parón por compromisos internacionales de inicios de septiembre –entonces, se perdió el Mallorca-Espanyol–, Wu Lei tenía planificado incorporarse a mediados de semana a la selección china, que al no contar con más futbolistas de las Ligas europeas lleva un mes ejercitándose al completo en los Emiratos Árabes, concretamente en Sarja, donde el jueves 7 de octubre disputarán una finalísima anticipada contra Vietnam para acudir a la Copa del Mundo de Qatar-2022. Sin embargo, esta vez la idea –del club, del entrenador y del jugador– es que permanezca en Barcelona y esté disponible ante los de Carlo Ancelotti.

La previsión es que, tras el Espanyol-Real Madrid del domingo (16:15 horas), Wu Lei se dirija directamente al aeropuerto para viajar a Dubai, donde llegaría de madrugada para unirse ya el lunes por la mañana a los entrenamientos de su selección, que con cero puntos después de dos partidos –el 3-0 de Australia y un 0-1 ante Japón– está obligada a ganar a Vietnam para conservar alguna esperanza de ir al Mundial.

La esperanza de Wu Lei en primera instancia es otra: disponer de una nueva oportunidad frente al Madrid y, a ser posible, centrar al fin su maltrecha puntería. El jugador chino no ha parado: apenas tuvo vacaciones, en el parón regresó a Barcelona a altas horas y se fue directamente a entrenar –el Espanyol-Atlético de Madrid es el único partido en que no ha tenido minutos por decisión técnica– y ahora la rueda vuelve a girar, entre los blancos y, sin siquiera dormir, su viaje para sumarse a su selección.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *